Género

Comercio y género

 

Hay un creciente número de investigaciones que muestran que, si bien el comercio internacional puede ser importante para el desarrollo, la innovación y la resiliencia de las empresas, es necesario que este sea más inclusivo. No hay únicamente obstáculos para el comercio de las mipymes en general, sino también, más específicamente, para las mujeres comerciantes y empresarias, lo que complica sus esfuerzos para aprovechar los beneficios de las oportunidades económicas del comercio. El comercio puede fomentar el empoderamiento económico de las mujeres y promover la igualdad de género. Los Gobiernos pueden lograr este cometido mediante la elaboración y la implementación de políticas comerciales sensibles al género, y la aplicación de los Acuerdos de la OMC con una perspectiva de género. Las políticas comerciales pueden apoyar a las mujeres empresarias eliminando los muchos obstáculos adicionales a los que se enfrentan, mediante incentivos financieros y no financieros, contratación pública o creación de capacidad en el comercio.

¿Por qué se habla de mipymes y género?

 

Las empresas propiedad de mujeres constituyen una parte importante de las mipymes a nivel mundial y representan entre el 30% y el 37% (8-10 millones) de todas las mipymes de los mercados emergentes (véase el MSME FINANCE GAP de 2017). En Nigeria, las mujeres representan el 41% de los propietarios de microempresas, a saber, 23 millones de mujeres empresarias que operan en el país. Nigeria tiene uno de los mayores porcentajes de empresarias a nivel mundial (el informe de PWC puede consultarse aquí).

 

Las mujeres empresarias habitualmente son propietarias y directoras de microempresas, que por lo general son más pequeñas que las empresas propiedad de hombres o dirigidas por hombres. Por ejemplo, en el Canadá, el 92,7% de las empresas propiedad de mujeres tienen menos de 20 empleados (el informe del Centro de Conocimientos Empresariales de Mujeres y la Organización de Empresas de Mujeres del Canadá puede consultarse aquí). Su tamaño reducido hace que les sea muy difícil competir en el mercado internacional, y es una de las muchas razones por las que no están integradas en el mercado mundial (véase el informe "Abriendo Mercados para Mujeres Comerciantes" para obtener más información).

 

Las mujeres empresarias no solo se enfrentan a las mismas dificultades comerciales que las mipymes, como las cargas de costos relativamente más elevadas impuestas por las medidas no arancelarias y los procedimientos aduaneros, sino que también pueden encontrar obstáculos y costos del comercio adicionales, como las prohibiciones reglamentarias a la participación económica, una mayor discriminación para acceder a la financiación, y el acceso desigual a la economía digital debido a la persistencia de la brecha digital en materia de género.

 

¿Dónde pueden los encargados de la formulación de políticas consultar más recursos?

 

Para consultar más recursos sobre comercio y género, véanse:

 

¿Dónde pueden los encargados de la formulación de políticas consultar información sobre buenas prácticas o ejemplos a nivel nacional?

El Grupo de Trabajo Informal sobre Comercio y Cuestiones de Género de la OMC ha preparado un informe de situación en el que se describe la labor técnica que los Miembros y los observadores de la OMC han emprendido en relación con el empoderamiento económico de las mujeres. Puede consultarse en el sitio web de la OMC.

Empresas y empresarios

Nuestras Guías para Empresas y Empresarios destinadas a las microempresas y las pequeñas y medianas empresas ofrecen un panorama general de los aspectos fundamentales del comercio internacional.

Encargados de la formulación de políticas e investigadores

Nuestra biblioteca de Guías para Encargados de la Formulación de Políticas e Investigadores ofrece un panorama general de los aspectos fundamentales del comercio y la formulación de políticas en la esfera de las mipymes.